Enero 3 de San Martin de los Andes a Bariloche

Reportaje de Esteban Sosnitsky

La hosteria Posta del Cazador se habia portado bien con nosotros, pasamos una buena noche, nos prestaron plásticos para cubrir las motos en un galponcito, y para rematar tenian huevos revueltos al desayuno!!! (En argentina la gente desayuna café con medias lunas y ya, no hay nada mas)

Posada del cazador
Posada del cazador
Pero aquí nos sorprendieron gratamente con el detalle de los huevitos. La idea hoy es hacer el cruce de los lagos por el camino que pasa por Villa La Angostura, pero con la lluvia de ayer no tenemos idea como esté el camino. Además, Tonny nos viene presionando para que lo acompañemos hasta Ushuaia, plan que ahora, faltando pocos días para que los Viajeros del Sur cambien de rumbo sur a norte, la tentacion es grande. En la entrada de SMDLA vi un ACA, asi que quise hechar un ojo. Estabamos con el grupo y vemos que cuando estamos listos para arrancar Tonny pega un grito, arranca la moto y avanza 2 metros a donde se encuentra una nena en bicicleta de viaje. Era la chica que conoció el 24 de diciembre con otro grupo de gente en San Pedro de Atacama. Una alemana que viene bajando sola y lleva 6 meses arriba de la bici.
Con Amigos
Con Amigos
Se puso a charlar con ella por lo que fuimos con Camila a averiguar pero en la oficina del ACA habia fila y la persona que atendía pareciera que no hubiera hablado con nadie por una decada y se expandía en detalles innecesarios con cualquier oportunidad. Nos iban a dar las 7:00 pm ahí sin saber nada. Volvimos y Tonny y Julio ahora charlaban con una pareja de motociclistas que iban en una BMW 1150 amarilla. Les preguntaron si iban a hacer el cruce de los lagos y se querían pegar. Dijimos que si claro y arrancamos por fin. Salimos por la marina del pueblo que da al lago Lacar Julio, Andrea, Tonny, Horacio, Graciela, Camila y Esteban!
El grupo x el cruce de lagos
El grupo x el cruce de lagos
Se nos habia hecho como raro un poco tarde y no sabiamos como era el camino ademas de no tener hotel, aun asi ibamos paseando relajados. Nos pasamos la entrada del primero que se llama lago escondido, demasiado escondido para nosotros, seguimos y el paisaje se ponia cada vez mas alucinante. Llegamos a la entrada de uno que se veia del carajo, se llamaba Lago Hermoso, sin embargo con la lluvia de ayer se veia un poco embarrada la vaina y no tan hermosa; y después de la experiencia de Julio de caerse en destapado como que me dio vaina arrancar de una. Tonny se mandó con Horacio a ver que tal estaba el camino y nos quedaron de avisar, Julio se desesperó y me dijo de arrancar, asi que pa’ lante le dimos. A los 4 minutos nos cruzamos con Tonny que hizo señas de OK. Seguimos adelante pero el camino se ponia cada vez mas aguado y embarrado. Mas barro empezó a salir y con el paso de los autos mas barro se formaba. Llegó un punto en el que el barro estaba ya complicado, habia una montañita de lodo frente a nosotros y no podia frenar, no podia girar, me tocó acelerar suavemente esperando la caída que gracias no sé  quien no se dió. Finalmente pasamos el barrial y no quise alarmar a nadie por el radio porque Julio venia pegadito. Sin embargo cuando pasamos el barrial Julio no venía, lo llamé por el radio y no contestó. Le di la vuelta a la moto y avancé un poco, efectivamente Julio y Andrea habian caido en el barrial. Ya estaban de otro lado, Julio fresco como siempre dijo que no fue nada, Andrea….. no estaba tan convencida. Graciela venía tomando fotos y tomó el momento justo! Aquí posteamos la foto.
ouch
ouch
Seguimos con precaución hasta el lago Hermoso, que resultó no ser mas hermoso que los anteriores que habiamos visto pero hermoso al fin. Tomamos algunas fotos y decidimos volver. Andrea a regañadientes volvió a subirse a la moto, con tal mala suerte que Julio arrancó por la mitad de un charco de barro, el único en todo el ancho del destapadito y la moto casi se va al piso otra vez. Hasta aquí llegó Andrea. Se bajó muy asustada y prefirió caminar. Seguimos pasando por el mismo barro ya bajándonos y encontrando un mejor spot para cruzar. Llegamos al pavimento y esperamos a Andrea que venía caminando. Se subió y seguimos el recorrido. La vaina es que mas adelante el pavimento se acababa de vuelta, viene un ripio suave con algunas zonas que estan arreglando y algo de llovizna. No estaba fácil. En un punto a Andrea le volvió a dar como miedo convertido ya en pánico. No la estaba pasando bien, nos tocó parar. Decidimos que lo mejor era parar un auto y que la llevaran hasta la próxima parada asfaltada que hubiera. Después de esperar un rato finalmente un auto la recogió y volvimos a arrancar. Horacio y Graciela arrancaron a toda detrás del auto, nosotros tuvimos que seguir a ritmo de ripio con moto pesada y Tonny iba que se dormía un poco mas adelante. Julio ahí si se tomó confianza e iba relajadisimo por el destapado mas liviano.
Ripio
Ripio
El camino es super bonito, cascadas de deshielo adornan el paisaje. Las curvas se abren camino por el bosque agreste que no me imagino lo que debe ser en invierno. Al cabo de un rato llegamos a Villa La Angostura donde ya se une el camino con una ruta asfaltada. Empezamos a buscar y en la primera pizzería a mano izquierda vimos la BMW de Horacio y Graciela, estaban adentro terminando una pizza con Andrea que estaba mucho mas calmada y tranquila.
Esperando a alguien que lleve a Andrea!
Esperando a alguien que lleve a Andrea!
Le entramos entonces al almuerzo ya siendo las 4 o 5 no me acuerdo y arrancamos a Bariloche. En el camino a Andrea le habian dicho que la cosa de hotelería en Bariloche estaba complicada ya que los que la llevaban buscaron por meses una habitación y no habian encontrado. No era la primera vez que nos decían que la cosa de hotelería estaba complicada, es una cuestion muy común en el viaje. Siempre, y con las mejores intenciones, la gente le advierte a uno de los posibles peligros que hay en el viaje, como No encontrar donde quedarse. Hasta ahora no nos ha pasado, siempre hay lugar y no creo que un lugar tan turistico como Bariloche se quede sin algo que ofrecer. Esto para mi es de especial importancia ya que con mi personalidad me hubiera gustado reservar todos los hoteles 2 meses antes de salir, pero descubri en el viaje que es chevere llegar a un lugar sin saber donde quedarse e ir descubriendo los pueblos y las ciudades dependiendo de donde uno se quede. Ademas es interesante ver como uno se adapta a cada lugar y empieza a encariñarse o a sentir que cada lugar pasajero es su casa. Es una sensación única. Bueno, después de salir de allí, retomamos el camino que va bordeando el imponente lago Nahuel Huapi. El camino se junta después con la mítica Ruta 40 que uno debe tomar para llegar a Bariloche. Apenas la encontramos tomamos un poco el desvío hacia el sur y aunque habia un poco de viento fuerte proveniente del lago llegamos sin mayores contratiempos hasta el centro cívico, lugar que para mi era como el eje de la ciudad desde que me invitaron alli Pablo y sus amigos, en un viaje adolescente muuuuchos años atrás. Una vez allí sentimos el aroma a chocolate que venia de un lado, el viento fresco del lago del otro, el sol que aun no se ponía y un ambiente sensacional y festivo que rodea la plaza. Espectacular. Un brasilero se acercó a saludar, en 4×4 hace la travesía del continente y vendrá a Colombia después. Se quedó hablando con Tonny quien sigue tratando de convencernos de seguirlo a Ushuaia y le esta cogiendo miedo ir a Brasil. Yo mientras tanto revisaba la guia/biblia y Camila y Andrea se fueron al puesto de turismo. Alli les dieron un volante de un hostal y unos hotelitos. Decidimos ir a ver que onda el hostal como para Tonny, asi si estaba bueno nos quedabamos ahí de “guan”. El GPS nos guió hasta allí, pero después de una rápida inspección la cosa no convenció. Seguimos hasta una calle que habiamos visto con el hotel tradicional Edelweiss pero estaba fuera de presupuesto. Sin embargo a pocas cuadras vimos 2 que estaban buenos. En uno quedaban solo 2 habitaciones y en el de enfrente habia lugar, asi que nos dividimos y nos quedamos de encontrar al rato para ir a comer. Despues de parquear las motos en las respectivas cocheras y de alistarnos fuimos a buscar a Horacio, Julio y Sras al hotel de ellos. No contestaban en la recepción asi que Camila se fue a una farmacia a comprar unas gotas para los ojos. Mientras tanto yo esperaba por si era que ellos ya habian bajado. Al cabo de un rato, Camila no volvía, Tonny se fue a buscarla mientras yo volvia a llamar. Logré hablar con Horacio y Julio que bajarian en 15 minutos. Bajé de nuevo y Tonny y Camila no habian vuelto de la farmacia. Decidí ir como un tiro a ver que pasaba, porque llevaban como 30 minutos alli, que estarian comprando me pregunte… Cuando entro a la farmacia hay una señora con un palo apuntando un poster ilustrado con un mapa de Bariloche y Camila y Tonny mirando hacia arriba a donde el palo apuntaba como en una clase de geografíaa. Me recibieron como si me hubieran estado esperando un año y ya eramos 3 mirando el poster. Yo no entendia nada. Resulta que la señora era Brasilera, le pregunto a Camila que ibamos a hacer en Bariloche y como nos ibamos al otro dia la regañó y le dijo que por lo menos habia que hacer el circuito chico.
EN el lago
En el lago
La vaina era que no sabiamos donde era bien y no habiamos pensado mucho en la oferta de actividades que tenía para hacer Bariloche. Tonny estaba medio down porque cada vez mas se alejaba la posibilidad de que lo acompañaramos a Ushuaia. El tema del destapado nos desanimaba ya que las motos definitivamente no estan hechas para ese uso y se ve que sufren y uno siente que se desarmaran en cualquier momento. No somos de esos viajeros que tienen tiempo de esperar una semana un repuesto. En una semana tenemos que estar despachando las motos!!! Asi que al llegar a la farmacia Tonny estaba feliz de ver lo que podía hacer al dia siguiente que nos separábamos. A los 10 minutos llegó Julio que entendía menos. La brasilera le halaba las orejas a Tonny por no usar bloqueador, a mi me daba palazos en la espalda por encorvado y Camila por fin tenia sus gotas. Nos tomamos la foto en la  fachada y nos fuimos a un sitio que nos recomendó como para comer fondue. Julio y Andrea no estaban con mucha hambre y tenian mas ganas de helado asi que se fueron por su lado, nosotros fuimos a comer al suizo. Allí vi que había un plato que de no haber estado en moto hubiera pedido de seguro, goulash con spatle. La mesera nos dijo que era picante pero pedí igual un poquito para probar y estaba absolutamente delicioso!!!! Volvimos al hotel, compramos unos stickers para las cajuelas y nos fuimos a dormir. Aunque el dia estuvo corto, el estrés y el conducir en destapado nos dejó fundidos. Caímos como piedras con la panza llena.


One thought on “Enero 3 de San Martin de los Andes a Bariloche

  1. Esta crónica fue como un mal presagio para Tonny. Muchos dias despues, cuando despues de retornar de Usuahia se dirigia a Brasil y Paraguay, quedo mas de una semana varado en resistencia, Ar por un repuesto KTM que demoro mucho en llegar.

    Tonny si parece ser de los viajeros que disponen de mas de una semana para esperar pacientemente el repuesto…. Exploró a Neruda, filosofaba, hizo de todo !!

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s