Cascadas de Agua Azul – Palenque

El estado de Chiapas es bien grande y tiene una serranía de montañas grandes que hay que cruzar para ir al este, hacia la Península de Yucatán. En el cruce de estas montañas nos encontramos con una belleza natural, las Cascadas de Agua Azul, que pueden ver acá y en un video que ya está en la barra.

El lugar tiene una serie de restaurantes, ventas de frutas, vestieres, “alquiler de calzonetas“, en fin, toda la parafernalia que le corresponde a un sitio de éstos que se respete. Pero lo que tiene de particular es que toda la explotación turística del lugar es hecha en su mayoría por unos indígenas mayas conversos, de aquellos que como muchos de nuestros indígenas Wuayu en La Guajira, se niegan a soltar del todo sus costumbres ancestrales y conservan de sus costumbres lo que mas pueden. Comenzando por los dialectos. Son casi todos bilingües y nos contaban que aun perduran al menos 7 dialectos distintos (entre ellos mismos no se entienden).

Obviamente, encontrar que la Cascada se les convierte en la gallinita de los huevos de oro, les daña el sano espíritu. Para acceder al lugar, debe uno desviarse unos 4 Kms de la carretera principal. Al llegar, en una improvisada talanquera, administrada por al menos 6 personas, le cobran el ingreso, (US $ 0.50) con boleta y todo. Hasta ahí, tudo bem… Pero 800 metros mas adelante aparece otra talanquera, de la otra Junta de acción comunal, imaginamos, que vuelve a cobrar (US $ 2,00) !! Y esto porque así ?? Es lo menos que uno puede preguntar. Y nos contestan que una cosa es el “uso” de la carretera y el otro es para poder ver las cascadas !!!!!! Así vamos incursionando en este mundo mexicano

Almorzamos un buen pescado frito, traído de otros ríos y continuamos nuestra ruta para las ruinas de Palenque. Este es otro hermoso lugar de los mayas, aun en el estado de Chiapas, que bien vale la pena visitar. De este lugar también montamos un video en el que queríamos que se escucharan unos ruidos muy particulares que hacen unos monos que viven en esta ciudadela maya.

Al anochecer estábamos entrando en la ciudad intermedia de Escárcega, un pueblo grande y sin mayor gracia que solo utilizamos para pernoctar.


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s